martes, 13 de marzo de 2012

Lentejas, si quieres las comes y si no las dejas

He de confesar que me gustan bien poquito las lentejas, pero mi madre tenía la habilidad de que comiéramos, nos gustara o no, de manera que algunas cosas, aún a día de hoy las como, aunque no sean de mi agrado.

Así que hoy tocaba comer lentejas, por lo del hierro y las legumbres y esas cosas, y que mi marido, una semana si, y otra también quiere comer lentejas... le encantan.... qué le vamos a hacer :P!

Me imagino que recetas de lentejas, habrá mil y una, pero yo os pongo esta, con el aviso de que las cantidades andan ahí ahí... porque son recetas de mamá y esas no son exactas... yo voy a intentar concretar lo máximo posible.





Ingredientes:
300 gr de lentejas
1 cebolla grande o dos pequeñas
1 tomate rojo
1 cabeza de ajo
1 patata mediana
1 hoja grande de laurel
chorizo (opcional)
pimentón (opcional)
Aceite, sal y agua

Preparación:
Ponemos en remojo las lentejas unas horas antes de ponernos a cocinar... si no queréis dar este paso, solo tenéis que cocer un poco más después.

Una vez remojadas, en una cacerola grande echamos las lentejas, la cebolla pelada y cortada por la mitad, el tomate cortado por la mitad, la cabeza de ajo y la hoja de laurel. 

Si queréis echarle chorizo, añadidlo en trozos.

Se le añade sal al gusto y un chorreón de aceite (no me preguntéis cuanto porque siempre lo hago a ojo... pero no más de 1/4 de vaso).

Se le puede añadir también pimentón dulce o picante, y os aconsejo el de la Vera, que le da un toque ahumado muy bueno.

Incluidos todos los ingredientes, los cubrimos con agua (que pasen un par de dedos por encima de las lentejas) y ponemos a cocer a fuego medio durante 20 minutos (si no las habéis echado antes en remojo, serán más bien 40 minutos).

Mientras pelamos la patata y la troceamos y pasados los 20 minutos la añadimos y seguimos cociendo otros 20 minutos.

Pasado ese tiempo probamos las patatas, y si están cocidas, podemos retirar del fuego.

Espero que os gusten :D

Lo más gracioso es que al ponerme a escribir la receta para el blog, me he dado cuenta de que anoche no les eché aceite :P y han salido igualmente buenas... otras veces se me ha olvidado el ajo o el laurel... creo que mientras no se me olvide echarle lentejas, no debo preocuparme :P

Es lo que tiene hacer recetas de la mamá!!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Muchas gracias por tu comentario!!